2) El Don de Ciencia o Conocimiento


plateadoYo antes creía que este don era lo que los científicos como Albert Einstein, y similares tenían. Lo que “no me daba 2 al sumar uno más uno”, era que muchos de estos científicos son o fueron ateos. Han sacado a Dios de la ecuación de su cosmovisión. El don de ciencia no tiene que ver con la química, la física, o con las matemáticas. No en el caso de los dones espirituales.

Este don es  esa habilidad que el Espíritu Santo ha dado a ciertos creyentes, hombres y mujeres, para observar cada detalle de los hechos Bíblicos…y después de hacer eso y comparar la escritura con la escritura, son capaces de discernir y extraer la verdad en crudo de entre los pasajes de la Biblia de una manera tan afinada…tan aguda, tan sana, y tan acertada, que da gusto aprender de ellos/ellas. 1a Corintios 12:8 lo menciona: “Porque a éste es dada por el Espíritu palabra de sabiduría; a otro, palabra de ciencia según el mismo Espíritu;”

la palabra Griega es “Gnosis” que significa ciencia o conocimiento.

Un ejemplo muy básico de este don puesto en marcha es el siguiente: 1) Génesis 1:26-27 dice que Dios creó al hombre a imagen y semejanza de él. “Entonces dijo Dios: Hagamos al hombre a nuestra imagen, conforme a nuestra semejanza; y señoree en los peces del mar, en las aves de los cielos, en las bestias, en toda la tierra, y en todo animal que se arrastra sobre la tierra. Y creó Dios al hombre a su imagen, a imagen de Dios lo creó; varón y hembra los creó. “

Más adelante, en Génesis 2:7-8 y  2:20-24, leemos sobre la creación del hombre y la mujer.

Ahora fíjate: si alguien no  tiene este don, corre el riesgo de afirmar que Dios, en Genesis 1:26-27 hizo una raza, y que en Génesis 2:7-8 y 20-24, hizo otra…cuando lo que ha ocurrido es que en la primera cita, Moisés hace un enunciado general de la cración del hombre y la mujer, y más adelante, en el capítulo 2 del mismo libro, él explica todos los detalles de cómo se dio dicha creación de ambos.

Quien posee este don, no se queda solamente con eso… busca y busca dentro de toda la Biblia, aquellos pasajes que puntualmente, estén relacionados con los mencionados y que le ayuden a comprenderlos mejor y más ampliamente…con mayor exactitud. Así, probablemente se tope con pasajes como Mateo 16: 1-6 (léelo), en el que Jesucristo le ayudará a entender que lo ocurrido en Génesis no fue la creacón de  dos razas, sino una sola…que la descrita en el 1er capítulo de Génesis es la misma descrita en capítulo 2 del mismo libro.

Quien posee este don, ama comparar las escrituras con las escrituras a fin de extraer de ellas la verdad “en bruto”…como quien exprime jugo puro de una naranja… sano y sin alteraciones, ni malicia.

Creer que uno está usando dicho don, cuando en realidad no lo tiene, puede llegar hasta el punto de comenzar una nueva y falsa doctrina. Algo que el mundo ya ha visto ocurrir muchas veces.

Gracias a Dios por hombres y mujeres que verdaderamente lo tienen y lo explotan..y lo ponen al servcio de la edificación de la iglesia.

Yo admiro la agudeza e inteligencia espiritual de algunos hombres, cerca de quienes he tenido el honor de estar, y quienes, a todas luces, tienen este don. He visto a Steve Kern y a Julito Contreras, literalmente, escudriñar y escudriñar…investigar…sanamente debatir…comparar…y volver a comparar, y estudiar un pasaje, hasta finalmente extraer lo que verdaderamente Dios quiso decir allí. ¡Mi respeto y admiración!.

Admiro al Dr. Jeff Adams quien también fue mi pastor, en su ejercicio de escudriñar la Biblia tanto como puede, y extraer las sanas verdades de ella. ¡Mi respeto y admiración!

Admiro a otros que nunca conocí, pero que su legado ha quedado plasmado en los libros y comentarios de la Biblia que escribieron. La lista es larga, pero…Mathew Henry, William Barclay, Charles Spurgeon, son solo un ejemplo. Admiro la agudeza y discernimiento de mujeres como Beth Moore, por ejemplo. ¡Mis respetos!

De los dos dones permanentes estudiados hasta ahora en este blog, podemos afirmar, sin temor a equivocarnos, que el Don de Ciencia Extrae la Verdad de adentro de la Biblia, y que el Don de Profecía, Expone la Verdad ante los hombres.

¿Tienes tú el don de ciencia?…de nuevo: úsalo. ¡Muchísimos saldrán altamente beneficiados!

¡Ten un gran día, hoy!

n.r.

2 Respuestas a “2) El Don de Ciencia o Conocimiento

  1. va haciendo falta poner en la lista a Nelson Rivas

  2. gracias, me esta siendo muy útil !!!!

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s