Magistral…


4 Cb

Fue hoy la exposición de la Palabra, cuya autoridad se hace más que evidente cuando se conjuga con todo el poder que el Espíritu Santo tiene.  Este día aprendimos muchísimo de un hombre de notoria sencillez.

Steve es un hombre sencillo… vive una vida sencilla, y ama a Dios sin complicaciones (allí sí es necesaria la sustitución de la palabra “sencilla”, porque si la dejáramos, daría a entender lo contrario).  Pam, su sencilla esposa, pareciera paradójicamente competir en sencillez con él. Ambos son muy humildes, créemelo.

Este día, Steve entró en el terreno que él más ama dentro del Libro de libros, el de la profecía…no la de los Mayas, sino la de Dios.

Qué manera más sencilla, y sin embargo profunda, de ayudarnos a entender que en los primeros 3 capítulos del Apocalipsis, el apóstol Juan nos deja ver el período todavía de la iglesia…sí…la que actualmente vivimos. Que  en los capítulos 4 al 20, el discípulo amado ya no menciona a la iglesia porque esta ya habría sido raptada, sino que describe lo que se conoce como “El Día del Señor”, período que no consta de simples  24 horas como las que ahora contamos en un reloj, sino uno que abarca La Gran Tribulación y El Milenio. Finalmente, que los capítulos 21 y 22 describen la eternidad futura.

Impresionante  y clara fue la descripción de cada uno de los 4 jinetes y sus respectivos caballos en el capítulo 6. El del caballo blanco (y de cómo este falsifica al Fiel y Verdadero del capítulo 19  en cuyo muslo “tiene inscrito este nombre: REY DE REYES Y SEÑOR DE SEÑORES.” ). El del bermejo, el del negro, y el del amarillo, también. Más claro no puede estar.

Su exposición duró más de 90 minutos, pero todos los que estábamos allí, creímos que habían transcurrido 5. Qué importa el tiempo cuando Steve predica, cuando lo tenemos aquí hay que aprovecharlo cada segundo.

Te espero el próximo domingo en el Westin a las 9:45 am. Te aseguro que será otro banquete en la Palabra de Dios.

¡Ten un gran día hoy!

n.r.

2 Respuestas a “Magistral…

  1. Amén !
    Bendiciones Vini!
    n.r.

  2. Bien dicho Checho!! ese varón de Dios está en algo.
    Una predicación explicativa a detalle, con claridad y sencillez en un libro que cualquiera como “yo”; podría perderse con facilidad. .
    Me agrada ver que Steve subió al púlpito despojándose de sus conocimientos e inteligencia (que a todas luces le sobran) y agarrándose de la palabra de Dios, se podrá pedir mas? lo dudo.
    Si Dios lo permite allí estaremos el próximo domingo. Saludos

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s